El primer paso debería ser planificar en qué travesías quieres participar con el objetivo de tener presente la cantidad de metros que se van a nadar en el conjunto total de estas pruebas. De este modo, será más fácil programar un entrenamiento acorde a los volúmenes totales de dichas competiciones y que éstos estén también…